Director: Abundio Núñez Sánchez
 Oaxaca de Juárez, Oax. Miércoles, 26 Nov 2014

Resuelven 4 raptos; PGJE arresta a 2 bandas de secuestradores en el Istmo

e-oaxaca.mx

OAXACA, OAX., marzo 25.- La Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) presentó este fin de semana nuevos resultados en el combate a la delincuencia, la semana que concluyó fue una banda de secuestradores en Pinotepa, ahora fueron desarticuladas dos más en la región del Istmo, detalló el procurador del Estado, Manuel de Jesús López López.

Como resultado de una exitosa investigación de la Fiscalía Especializada para el Combate del Delito de Secuestro, dependiente de la Subprocuraduría para la Atención de Delitos de Alto Impacto (SADAI), en coordinación con la Subprocuraduría Regional del Istmo, se logró desmembrar a dos peligrosas bandas que operaban en la zona del Istmo, con ello se esclarecen al menos cuatro secuestros y son investigados otros más.

Así también, en diferentes acciones policiales, cateos, ejecución de órdenes de aprehensión y detenciones en flagrancia, fueron detenidas un total de nueve personas, quienes se encuentran vinculadas a proceso.

La Fiscalía local de Salina Cruz integra el legajo de Investigación número 046(SC)/2011 en contra de los detenidos Humberto Vásquez López, alias “El Maldito”, Ernesto Martínez García, Miguel Ángel Marino Gutiérrez Sampé, Víctor Hugo Celaya Génico, Hazael Rodríguez Domínguez y Esther García Santiago, presuntos responsables del secuestro y homicidio del doctor Joel Sabah Morales Orduña, originario de esa región.

Los hechos se registraron el 7 de enero del 2011, cuando el doctor viajaba a bordo de su vehículo Chevrolet Silverado 2010 con rumbo a Rincón Moreno, Tehuantepec, cuando a la altura de "La Casa de los Coheteros" fue interceptado por cinco sujetos que con armas largas lo bajaron de su unidad para secuestrarlo, lo trasladaron a una casa de seguridad ubicada en la avenida México de la colonia Benito Juárez de Tehuantepec, a un costado de la escuela José María Pino Suárez.

Luego de negociaciones con familiares, los plagiarios acordaron el 14 de enero del mismo año el pago de 253 mil pesos en instalaciones de la tienda "La Sevillana" en Salina Cruz, sin embargo un día después de pagado el rescate, fue localizado el cadáver del médico a la altura de la carretera Federal 200 Tepic-Puente Talismán, tramo Salina Cruz-Morro Mazatán, rumbo a Salinas del Marqués.

Por estos hechos fue detenido Humberto Vásquez López, alias "El Maldito", quien realizaba las llamadas y ordenó hacer llegar el pago del rescate a Esther García Santiago, quien se dedicaba a alimentar a los plagiarios.

Víctor Hugo Celaya Génico, fungía como vigía de la organización, pues vigilaba todo el movimiento de sus víctimas; Miguel Ángel Marino Gutiérrez Sampé fungía también como “halcón” para vigilar y dar información a la célula delictiva, operaba en la terminal de autobuses "El Crucerito", junto con Hazael Rodríguez Domínguez.

Por el delito de secuestro, Humberto Vásquez López fue vinculado a proceso, se le impuso la medida de coerción de prisión preventiva oficiosa.

SEGUNDA BANDA DE SECUESTRADORES

En una segunda acción de investigación por parte de la PGJE, fueron detenidos, Héctor Aguilar Pimentel, alias “El Fierro Viejo” e Ismael y Meri Espina García, acusados del secuestro de tres personas, de quienes se omiten generales por tratarse de menores de edad, pero además se sigue la investigación de los indiciados por su presunta participación en otros casos de la región.

A principios del año en curso fue plagiada una menor de edad en Juchitán de Zaragoza por estos detenidos, se integró la averiguación previa correspondiente y se estableció que fueron los señalados quienes cobraron el rescate de varios miles de pesos.

Los mismos sujetos, el 17 de febrero de este año habrían secuestrado a otra menor de edad cuando se encontraba en un estacionamiento que se encuentra frente a su casa en la séptima sección de Juchitán de Zaragoza, víctima por la cual también cobraron rescate.

El 16 de marzo del dos mil doce se dio inicio al legajo de investigación número 429/JU/2012 por el secuestro de una joven de veintidós años de edad, hechos sucedidos sobre las calles de Constitución e Insurgentes de la séptima sección de la ciudad de Juchitán de Zaragoza.

Con la investigación de elementos de la Procuraduría de Justicia, se logró rescatar a esta última joven, y tras las indagatorias se estableció que son los mismos elementos, los responsables de los anteriores plagios cometidos en agravio de los citados menores de edad.

El dieciséis de marzo de los corrientes, se solicitó ante el Juzgado de garantías orden de aprehensión en contra de varias personas, librando seis por el delito de secuestro agravado, de las cuales una se hizo efectiva en contra de Héctor Aguilar Pimentel alias “El Fierro Viejo”, sobre quien al resolverse su situación jurídica el veintiuno de marzo, fue vinculado a proceso como probable responsable de los hechos tipificados como delito de secuestro agravado, y se le impuso como medida de coerción de manera oficiosa, prisión preventiva.

A lo anterior, se suma la solicitud hecha por parte del Agente del Ministerio Público especializado en Justicia para Adolescentes, al Juzgado de Garantías en Oaxaca especializado en menores, de las órdenes de aprehensión en contra de Ismael Espina García y Meri Espina García, por su participación en los tres secuestros.

Ismael Espina García se encuentra en rehabilitación en el Hospital General Macedonio Benítez Fuentes en Juchitán de Zaragoza, debido a que al ser detenido por elementos de la policía estatal, al momento de liberar a la joven plagiada, se enfrentó a tiros con los elementos policiales.

De esta manera la PGJE avanza en el combate al hampa con hechos concretos en toda la entidad Oaxaqueña, y con especial atención en las regiones que se han visto asoladas por actos delictivos de esta índole en últimas fechas, es el caso de estas dos peligrosas bandas dedicadas al secuestro en la Región del Istmo de Tehuantepec; cabe señalar, subrayó el Procurador de Justicia, continúan las indagatorias para fincar responsabilidades al resto de personas vinculadas a este tipo de hechos delincuenciales.